Alquiler de transportes especiales

En el ámbito de la construcción, el comercio y hasta la fabricación, se necesitan de ciertos vehículos que puedan facilitar el trabajo humano. Pero, en muchas ocasiones no se cuenta con la maquinaria que se requiere. Es por ello que existen distintas empresas destinadas al alquiler de transportes especiales. En este sentido, se facilita el acceso al mismo para todos los trabajos que se tienen que llevar a cabo.

Aunque, la mayoría de las personas considere, que el alquiler de transportes especiales es muy difícil de realizarse para los fines que se quiera. Lo cierto, es que lleva un proceso muy similar a cualquier contrato. Pero, tomando en cuenta las especificaciones y las distintas modalidades que se necesiten. Sin embargo, es propio referirse en concreto a lo que significa un transporte especial.

¿Qué es un transporte especial?

Un camión articulado debe tener una altura máxima de 16,5 metros y su anchura no debe sobrepasar los 2,5 metros según lo determina el Reglamento General de Vehículos. Pero, en muchos casos estas dimensiones no son suficientes para transportar determinados objetos o realizar una tarea en específica. Es por ello, que se crean los transportes especiales para que puedan hacer los trabajos que el resto de vehículos no pueden, aún cuando incumplen las normas dentro de los parámetros establecidos.

Características

Tienen dos condiciones que son propias de su diseño y razón de fabricarse. Es decir, por una parte cuentan con dimensiones fuera de lo común, por lo tanto suelen ser más anchos y largos que otros. Por otra parte está la velocidad; ya que la mayoría de estos vehículos tiene una mayor limitación, a modo de ejemplo, algunos de ellos no pueden circular a más de 40 kilómetros por hora.

Tipos de transportes especiales

Existen dos grandes grupos de transportes especiales según el Reglamento General de Vehículos vigente en muchos países, tales como:

  1. Vehículos agrícolas: son todos aquellos que cumplen la función de las labores de explotación agrícola, forestal y ganadera. Entre los cuales se encuentran los tractores, tractocarros, motocultores, o remolques agrícolas, etc.
  2. Tractores y maquinarias para obras y servicios: incluye la maquinaria necesaria para la ejecución de obras. Es decir: excavadoras, máquinas de bombas, retroexcavadora, compresores, pintabandas, vehículos para riego asfáltico o apisonadora. También los hay para hacer servicios especiales como los remolques especiales, máquinas quitanieves, o hasta incluso trenes turísticos.

De la misma manera como se tienen en cuenta los tipos de transportes que existen según sus características, se debe considerar las normas de los mismos.

Normativas para los transportes especiales

Por el hecho de ser transportes especiales, tienen que cumplir ciertas normas concretas, que por supuesto son diferentes a las del resto. En este sentido, se refiere a la anchura máxima para la circulación, la matriculación, la masa que pueden llegar a remolcar y hasta la necesidad que tengan o no de llevar consigo un permiso especial de circulación para conducirlos.

También deben llevar señales específicas, la cual es una de las características de este tipo de vehículos. Por ejemplo, aquellas que indican la baja velocidad al conducir o las señalizaciones luminosas para advertir de su presencia, la cual consiste en una luz rotativa de color amarillo que tiene que permanecer encendida durante todo el tiempo que los transportes estén en funcionamiento.

Normas especiales

Existen una serie de normas de circulación especial que es más estricta que la que cumplen el resto de los vehículos, tales como:

  • Tener una distancia prudencial mayor, una de la más recomendada es de unos 50 metros.
  • Por ciertas vialidades tienen prohibido circular, estas deberán estar debidamente señalizadas.
  • En situaciones adversas, deberán suspender su trayecto y parar de circular, con el fin de evitar riesgos y poner en peligro a las otras personas que se encuentran en la carretera.
  • Aquellos que necesitan de autorizaciones especiales para poder circular deberán tenerlas siempre.

Una vez que conoces tantos aspectos y estás consciente de las normas que tendrás que cumplir para poder movilizar un transporte especial, puedes buscar entre las opciones, la mejor para realizar tu alquiler de transportes especiales.

¿Cómo hacer el alquiler de transportes especiales?

En España, existen muchas empresas que se dedican a prestar este tipo de servicios. De hecho, cuentan con la más alta variedad de vehículos y maquinaria especializada, con el fin de cubrir todas las necesidades de los clientes en cuanto a alquiler de transportes especiales se refiere. En este sentido, la flota de transportes tiene tecnologías muy avanzadas para ayudar en las labores de cargas y movilización con la máxima calidad y confort.

Los servicios que realizan con la mayor calidad y rapidez estas compañías, son el transporte nacional e internacional. Así como el traslado a largo recorrido, transportes con grúas autocargantes y semiremolque de caja abierta y góndolas.

Para poder contar con el servicio de alquiler de transportes especiales, puedes acceder a sus sitios web y realizar una reserva en línea o dirigirte a la oficina más cercana. En caso de que el transporte que requiera necesita un permiso especial, deberás contar con él a la hora hacer el contrato y por supuesto, es obligatorio tener el carnet de circulación vigente.

Los métodos de pagos y las modalidades del contrato quedan limitados según la empresa que hayas escogido para concretar el alquiler de transportes especiales. Pero, en la mayoría de ellas puedes conseguir las siguientes maquinarias.

Transportes especiales

Son maquinarias de grandes dimensiones como grúas, torres, compactadoras para carreteras y excavadoras.

Grúas autocargantes

Utilizadas generalmente para trabajos de construcción, hormigonado, descarga de materiales, montaje de estructuras, etc, las cuales se encuentran en 30 a 60 toneladas.

Grúas móviles

De 70 a 90 toneladas, son utilizadas para los trabajos que las autocargantes no pueden realizar. Por ejemplo, montajes de grúas torres a 50 metros, descarga de materiales de gran tonelaje, montaje de tubería, construcción de puentes entre otras.

Todas estas y más tareas pueden ser realizadas en tu proyecto de construcción o la movilización de tus productos. Pero, antes deberás realizar el alquiler de transportes especiales en la empresa que prefieras; ya que la mayoría de ellas cuentan con la disponibilidad de muchos de estos vehículos con buenos precios y las tecnologías más avanzadas.